viernes, 16 de julio de 2010

El nombre del viento de Patrick Rothfuss


Titulo: El nombre del viento (Crónica del Asesino de Reyes: primer día)
Autor: Patrick Rothfuss
Editorial: Plaza&Janés
ISBN: 9788401337208
Precio: 22,90€
Sinopsis: He robado princesas a reyes agónicos. Incendié la ciudad de Trebon. He pasado la noche con Felurian y he despertado vivo y cuerdo. Me expulsaron de la Universidad a una edad a la que a la mayoría todavía no los dejan entrar. He recorrido de noche caminos de los que otros no se atreven a hablar ni siquiera de día. He hablado con dioses, he amado a mujeres y he escrito canciones que hacen llorar a los bardos. Quizá hayas oído hablar de mí.

Opinión de Sara: A cualquiera que le preguntéis os dirá lo mismo, os lo recomendará y dirá que es uno de los mejores libros de fantasía que hay en la actualidad. Y no van desencaminados.
Patrick Rothfuss nos da frescura en el género de fantasía épica, llegando a comprarlo con los autores más famosos y los más populares de la actualidad, entre ellos Tolkien, Sapkowski o Martin. Aunque francamente, con el primer libro de Rothfuss, ha superado con creces a Canción de Hielo y Fuego que consta actualmente de cinco libros.
Se ha ganado un lugar privilegiado en nuestras estanterías junto a los grandes libros.

Rothfuss ha apostado por un nuevo tipo de narración, alternando la historia presente con la historia del pasado de Kvothe.
Como toda historia, empezará con un ataque que arruinará la paz que tiene Kvothe en su vida anónima de posadero, arañas, demonios…que todo llevará al encuentro de Cronista con el posadero.
Con un trato, Kvothe empieza a relatar su historia a Cronista y Bast y así empieza la historia.

A medida que vayamos leyendo, nos sorprenderá ver que el protagonista no es el típico marcado por unos estereotipos que tan acostumbrados estamos hoy en día. Kvothe simplemente era un niño con una gran curiosidad y capacidad para aprender cosas nuevas que tuvo la suerte de tener como tutor a Abenthy, un arcanista, quien le enseñará y educará, facilitándole el camino para la Universidad.
Algo que me sorprendió fue que la “magia” en este libro es llamada simpatía y me recordó a los fundamentos de la magia de Terramar, cada objeto y ser viviente tiene un nombre por el cual debe llamarse para poder emplear la simpatía, además, para realizarlo, hay que gastar una determinada energía o calor superior a lo que se habría necesitado al hacerlo físicamente. Sin duda, los que han leído Terramar, encontrarán similitudes.

Pero lo que llena de originalidad la historia es la vida de Kvothe, que a diferencia de lo que podamos creer al leer la sinopsis o con las primeras páginas, no será una vida de fama y cosas sencillas sino que veremos como un niño tendrá que sobrevivir como pueda en las duras calles de Tarbean o el verdadero significado de la palabra pobreza. Con estas vivencias tan duras del pequeño Kvothe, servirán para crear un vínculo entre el personaje y el lector.
Aunque sin duda, la mejor parte del libro es la correspondiente a la Universidad. También me recordó un poco a Terramar pero solo en la idea básica ya que luego se desarrolla de tal forma que nos ofrece un abanico de posibilidades y aventuras. Y para mi regocijo, la parte de la Universidad está bastante explotada, profundiza el autor y nos va relatando las diferentes ramas de estudio que existen, los profesores que son de lo más diverso y los estudiantes.

En la Universidad, todo se dividirá en los esfuerzos de Kvothe por conseguir dinero para las matriculas y vivir, progresar en sus estudios siendo uno de los estudiantes más jóvenes que hay, averiguar más sobre los Chandrian, su enemistad con Ambroise quien incluso llegará a tomar medidas desesperadas y su amistad con Denna. También perseguirá el nombre del viento, algo que su tutor, Ben, le inspiró curiosidad y deseo de saber.
Con todo, no deja de ser el principio de la historia ya que muchas cosas quedan sin resolver y los misterios que empezaron desde las primeras páginas, se mantienen.

Lo único que no me convence de toda la novela es la pronunciación que el autor nos da de Kvothe siendo “cuouz”, ni siquiera releyéndolo una tercera vez. Salvo esta excepción, El nombre del viento es un gran libro como he descrito al principio, incluso me ha resultado difícil escribir estas líneas. Incluso el final, abierto para la segunda parte, me ha encantado con la charla de Cronista y Bast, revelándonos muchas cosas y dejándonos con nuevas preguntas.
Solo espero que Rothfuss no nos tenga en vilo mucho tiempo, sino una horda de fans lo perseguirán para saber la conclusión de la saga.


Puntuación:

1 comentarios:

ChocolateMe dijo...

El mejor libro que he leído en mucho tiempo! Espero que no tarde mucho en salir la segunda parte!

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails